Galería

¿Qué pasa con el sexo y los nuevos emprendedores?

 

El nulo interés hacia el sexo avanza peligrosamente en un mundo que pareciera querer auto extinguirse o, tal vez, protegerse de la dañina e irracional raza humana. Silicon Valley,el laboratorio de ideas del mundo, donde muchos cerebros tecnológicos han empezado ya a nutrirse con comida en polvo de astronauta, para ahorrarse el tiempo de cocinarla, desconocen el sabor de otro tipo de polvos, los sexuales. Como apuntaba un artículo de la revista Vocativ, un negocio floreciente en la bahía de San Francisco es el de los sexólogos, asesores sexuales o lo que se llama surrogates; la mayor parte de las veces, profesionales del sexo disfrazadas de terapeutas que ayudan a muchos geeks a perder la virginidad o a acercarse a las chicas, esos programas tan sofisticados, inestables e impredecibles.

Si el trabajo empieza a ser uno de los motivos por los que la gente pierde sus instintos más primarios, las creencias religiosas han sido siempre el gran impedimento para ponerlos en practica. Comunidades cristianas, en países como EEUU, contraatacan de nuevo con la idea de que hay que llegar virgen al matrimonio y no les faltan seguidores. True Love Project es una iniciativa volcada de lleno en esta tarea, sin duda una de las más urgentes en el panorama mundial. Las razones para jugar a la ruleta rusa y unirse de por vida a alguien al que se desconoce sexualmente son variadas, pero la revista cristiana Charisma Magazine subrayaba dos de peso: 1. Porque Dios dice que hay que esperar; 2. Porque tú lo vales, como decía el anuncio.

Más común de lo que creemos

Mantener la virginidad en la edad adulta, por causas ajenas a la propia voluntad, no es un hecho tan aislado como se puede creer, en un mundo en el que muchas utopías se han hecho realidad, al mismo tiempo que empezamos a necesitar de un aprendizaje para las conductas hasta ahora instintivas. Según Francisca Molero, sexóloga, ginecóloga, directora del Institut Clinic de Sexología de Barcelona y directora del Instituto Iberoamericano de Sexología, “los motivos por los que se llega a una cierta edad sin haber probado las relaciones sexuales compartidas son variados, pero si dividimos el tema por sexos, lo más común es que en el caso de los hombres sea por una falta de habilidad a la hora de tratar con las mujeres, derivada de problemas de inseguridad. Las chicas, sin embargo, llegan a la consulta denunciando que tienen vaginismo y que la penetración les resulta imposible. En algunos casos es así, pero en otros es solo un desconocimiento de su cuerpo y de su sexualidad, unido a un miedo a experimentar dolor en la rotura del himen o a que la pareja se dé cuenta de que es virgen e inexperta. Esto puede generar una espiral de angustia del tipo: quiero dejar de ser virgen pero enfrentarme a mi primera relación me produce miedo, por lo que lo voy postergando. Y así se puede llegar a la edad madura. A partir de los 24 ó 25 la virginidad no deseada puede empezar a ser incómoda y provocar preocupación y malestar”.

Anuncios
de Bytwelve Publicado en Martin

6 comentarios el “¿Qué pasa con el sexo y los nuevos emprendedores?

  1. Cada vez más esta creciendo el concepto de orientación asexual (se calcula mas de 70 millones de personas). Quizás, este concepto cada vez más extendido de asexualidad nos haga ver que se puede vivir sin ello y todo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s