Galería

Campaña electoral del 26-J: El chantaje de los golfos (IV)

 

“ES DIFICIL ACEPTAR QUE ESTOS IMBECILES REPRESENTEN AL PUEBLO”

MARTIN SHKRLI

¿De quién ha sido la culpa? ¿De Sánchez?

A Sánchez le convenía exagerarlo para prolongar su liderazgo y su expectativa de presidenciable después del batacazo del 20-D. El problema es que la ambición de la supervivencia le ha obligado a sujetarse a los dogmas del comité federal —rechazo al pacto nacionalista, reservas extremas a Podemos— y a prestarse al gabinete sadomasoquista de Iglesias. Que un día lo embadurnaba de cal y otro paseaba de la mano por la Carrera de San Jerónimo. Ha sido Iglesias un maltratador político. Cada expectativa de acuerdo encontraba la contradicción de un cortafuego, fundamentalmente porque el objetivo de Sánchez y de Iglesias, extrapolable a sus respectivas formaciones, parece el mismo: acabar el uno con el otro.

Anuncios
de Bytwelve Publicado en Martin

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s